diferencia rellenos faciales

Diferencias entre rellenos faciales

Los años no pasan en vano. Todos quieren verse bien y por eso recurren a tratamientos de belleza, no importa el costo que tengan. Uno de los métodos más efectivos para devolver la juventud son los rellenos faciales, bien sean permanentes o temporales. No obstante, se recomienda tener en cuenta las diferencias entre rellenos faciales para encontrar la solución a la flacidez de la cara.

Particularidades de cada uno de los fillers

Aunque el nombre común es relleno facial, los fillers son un símbolo de sensualidad y juventud. Es por ello que se han vuelto tan populares, sobre todo en señoras que ya han pasado la treintena. Pero esto no quiere decir que los hombres no puedan hacerse uno que otro tratamiento de belleza.

Con el pasar del tiempo, el grosor de la piel en áreas como la cara y cuello va disminuyendo. Asimismo, se produce una reducción de hidratación y producción de colágeno. En consecuencia, también desaparece la firmeza, volumen y elasticidad. Todos estos efectos son claramente visibles, generando gran vergüenza e incluso complejos en la persona. Para no someterse a cirugía, muchos recurren a los rellenos faciales, igualmente efectivos.

Si bien ya son tratamientos muy conocidos, quienes no se han puesto en manos de especialistas en rellenos faciales primero deben conocer la particularidad de estos, pudiendo diferenciar un relleno facial de otro. A continuación, se muestran los beneficios instantáneos que se reciben al optar por uno de estos métodos para eliminar unos cuantos años.

Hidroxiapatita cálcica

Cuando se habla de diferencias entre rellenos faciales, este es considerado uno de los tratamientos más suave para contrarrestar los efectos del envejecimiento. Lo mejor de todo es que se pueden ver los resultados de forma inmediata.

Se trata de un estimulador del colágeno compuesto por micropartículas exclusivas, patentadas con hidroxiapatita de calcio. El componente principal simula perfectamente los minerales incluidos en los huesos. Por lo tanto, se considera biocompatible con el cuerpo humano.

El procedimiento comienza al inyectarse la hidroxiapatita cálcica en la zona que se desea regenerar. A continuación comienza la producción de colágeno o neocolagenesis, obteniendo un crecimiento considerable de la zona que se ha inyectado.  El procedimiento tiene una duración de 30 minutos aproximadamente, y se realiza una sola vez.

Policaprolactona

El tratamiento se realiza mediante inyección subdérmica de colágeno. Su compuesto son esferas de policaprolactona en gel carboximetilcelulosa. Sus efectos son inmediatos, promoviendo una producción de colágeno dentro del organismo de medio a largo plazo. Se recomienda una sesión cada 12 meses para obtener mejores resultados.

Mediante este tratamiento se corrige de forma inmediata y se da volumen a la piel. Es uno de los métodos más efectivos para corregir arrugas e imperfecciones faciales. Las zonas más frecuentes para hacer relleno de arrugas son naso labial, comisura oral, tercio medio, línea del mentón y arco mandibular.

Toxina Botulínica

Esta toxina se deriva del Clostridium botulinum (bacteria). El agente terapéutico se utiliza más que todo en la estética, pero también funciona como tratamiento para ciertas patologías como la hipertrofia maseterina y el síndrome de Frey.

El proceso se basa en un impulso eléctrico que contrae el músculo, por lo que es necesario aplicar anestesia local al paciente. Puede ser aplicado al mismo tiempo que el relleno facial de ácido hialurónico. El tratamiento tiene un efecto temporal, por lo que se recomienda repetirlo cada seis meses para mantener los resultados.

Betafosfato Tricálcico

El remodelador facial está compuesto por betafosfato tricálcico combinado en un gel de  ácido hialurónico. Suaviza la piel, eliminando por completo las arrugas que se forman en las mejillas. Asimismo, refina la cara, aumenta el grosor de la piel y multiplica la generación de colágeno.

Este tratamiento tiene doble acción una inmediata y otra progresiva. En el caso de la primera, se tensa instantáneamente la piel, por lo que esta se torna tersa y luminosa. Los resultados se extienden por un período de hasta 6 semanas. Mientras tanto, la acción progresiva responde a la estimulación de fibroblastos que generan el colágeno. Por tanto, se reduce considerablemente la flacidez en la piel facial.

Ácido Poliláctico

Este es uno de los rellenos faciales más versátiles del mercado. Es ideal para quienes luchan contra la vejez y flacidez en el rostro, dando volumen en tan solo 30 minutos. Es un polímero compuesto por pequeñas moléculas de ácido láctico. Es necesario utilizar anestesia local durante el procedimiento.

Se inyecta sobre el tejido celular subcutáneo, en la zona envejecida. Si se quiere eliminar arrugas profundas en pómulos, líneas de marioneta, región periorbital y surco nasogeniano, este es uno de los mejores tratamientos antienvejecimiento.

Transferencia de grasa

En el tema de diferencias entre rellenos faciales, también es necesario hablar de la transferencia de grasa. Mejor conocida como lipotransferencia, se trata de un tratamiento quirúrgico que permite tomar grasa de partes del cuerpo donde haya exceso e inyectarlas en las zonas donde se desea corregir el volumen. Aunque en algunos casos se realiza tal procedimiento como reconstrucción, ofrece beneficios estéticos.

Por lo general, las zonas donde los pacientes se transfieren grasa son en senos, nalgas, cara y manos. El efecto es duradero y ofrece un aspecto natural al paciente. A diferencia de los rellenos faciales, este tratamiento requiere de la ayuda de un médico cirujano especializado. Antes de la cirugía se explica detalladamente al paciente los pasos a seguir y alimentos que debe comer para tener éxito en el procedimiento.

Ácido Hialurónico

Quienes desean obtener elasticidad y volumen natural, deben elegir el tratamiento a base de ácido Hialurónico. Se aplica mediante micro-inyecciones de gel que sustituye el ácido natural que se ha perdido.

Con ayuda de este procedimiento estético, se remodela el contorno del rostro y se le da forma a los labios. Asimismo, se da volumen en las áreas que han adquirido flacidez con el pasar de los años. Entonces, es perfecto para eliminar arrugas, rellenar surcos y reducir pliegues. Es la forma más efectiva para verse joven de nuevo.

Conclusión

Con el pasar del tiempo, los tejidos de la piel van cambiando. Es así como las personas empiezan a tener un aspecto envejecido y cansado. De más está decir que los rellenos naturales desaparecen por completo, apareciendo los excedentes de la piel.

Al eliminar los complejos y dar más vida a la piel, los rellenos faciales ofrecen resultados inmediatos para devolver la juventud. Pero antes de elegir uno de los tipos, es necesario investigar sobre las diferencias entre rellenos faciales y recurrir a un diagnóstico médico, pues cada organismo es diferente.

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *